Split en 3 días, ¡intenso pero posible!

Split en 3 días es intenso pero posible 💪⠀
Llena de callecitas blancas de piedra como esta. No tenía mal gusto Dioclesiano cuando decidió construir acá su Palacio. ⠀

Día 1 – Después de almorzar en Sexy Cow (tienen opción veggie), nos fuimos a comprar unos sombreros porque el sol pega fuerte y te derretís. ⠀

Había coordinado un WineTasting de vinos Croatas en @UjeOilBar que se los SUPER RECOMIENDO!!! Mario, el encargado de explicarnos sobre cada vino, nos trajo además una comida deliciosa para maridar. ⠀

El calor agobiante nos impulsó a buscar una playa para refrescarnos y fuimos a Bačvice, aunque no nos mató (Uruguay tiene playas de arena blanca), el agua estaba en su punto perfecto y nos dimos un chapuzón.⠀
Buscando dónde cenar nos topamos con el Gradska Kavana Central o Café Central y nos llenamos con una rica pizza de camarones y dos cervezas locales.
Se imaginan que con todo lo caminado encima nos fuimos a dormir. ⠀

Dia 2 – Nos despertamos con hambre (como siempre) y fuimos en busca de una cafetería. En Split está la cadena Bobis, donde podés tomarte un café bastante a precio. Eso si, para comer tenés que acercarte a alguna pekarna (panadería). Es común en Croacia que no sirvan comida en las cafeterías y podés llevarte la comida al café si preferís hacer todo junto.⠀
La idea era recorrer el Palacio Dioclesiano, pero la cantidad de gente que ya se había amontonado a las 10 am era imposible.⠀
Se largó a llover, así que varios turistas huyeron, mientras otros terminaron en el piso por los resbalones en las piedras que son super resbaladizas.⠀

Al salir el sol queríamos aprovechar el día, así que nos fuimos a caminar por el Parque Marjan, un recorrido de 1 hora y media que termina en la playa. En el camino nos cruzamos con varias capillas medievales y unas vistas increíbles de la ciudad.⠀

Después de tanta caminata, llegar a la playa fue un alivio.

La lluvia volvió por nosotros pero logramos esquivarla, gracias a los árboles frondosos que nos encontramos en el camino.

El hambre ya picaba y habíamos visto una trattoría que teníamos ganas de probar.

Después de llegar a la casa y darnos una buena ducha reparadora, nos fuimos a cenar a Konoba Ínsula (Taberna Ínsula) y nos partimos la boca con un risotto de camarones y zucchini. ¡Riquísimo! Los dos risottos más medio litro de vino blanco, más una botella chica de agua nos salió alrededor de 220 Kunas, un poco más de 30 dólares.

Día 3 – Como les dije, a eso de las 10 am el Palacio Diocleciano ya se llena de gente y es imposible sacar buenas fotos sin cientos de cabezas. Por eso nos despertamos a las 7:15 am, desayunamos y salimos de excursión fotográfica. ¡Una muy buena decisión!

Fuimos al Palacio, subimos la Torre y además visitamos la Iglesia que presume ser la primera catedral y además visitamos el templo a Júpiter.

Dato interesante: En el sótano del Palacio es donde Daenerys tenía a sus dragones, por eso se llena de turistas fanáticos de la serie. También hay un museo de GOT y una tienda de regalos en la ciudad.

Helado de por medio, nos fuimos a preparar las valijas porque al mediodía salimos para Trebijne en Bosnia – Herzegovina, un viaje que nos llevó 8 horas, mucho sol y mucho cansancio. Pero eso les cuento en el próximo post.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s